Yamil Peralta y Ryan Rozicki en peso y listos en Canadá

 Yamil Peralta vs. Ryan Rozicki /// Argentina Boxing Promotions - Mario Margossian

Yamil Peralta vs. Ryan Rozicki /// Argentina Boxing Promotions - Mario Margossian

Todo está listo para la gran pelea. Con el pesaje culminado, la expectativa llega a su punto más alto para la esperada noche, en un choque de estilos. El campeón argentino, sudamericano y latino crucero, el doble olímpico Yamil Peralta, se enfrentará al noqueador canadiense Ryan Rozicki, en disputa del título internacional crucero del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), que se encuentra vacante, en un duelo de clasificados mundiales que será el combate estelar de la velada que se desarrollará este sábado en el Centre 200 Stadium de Sydney, Nova Scotia, Canadá, en una nueva apuesta de Argentina Boxing Promotions, de Mario Margossian, que será televisada en vivo a través de TyC Sports y TyC Sports Play a partir de las 21 para Argentina y toda América en su ciclo Boxeo de Primera.

Se trata de un desafío fundamental para ambos. Peralta (13-0, 6 KOs), olímpico en Londres 2012 y en Río de Janeiro 2016, actual N° 10 del ranking mundial crucero CMB, llega del pasado 15 de enero dominar a Mariano Gudiño en fallo unánime en defensa de sus coronas argentina y latina CMB crucero. Enfrente estará el noqueador Rozicki (14-1, 14 KOs), N° 9 del mismo escalafón, quien tras haber disputado el cetro mundial puente CMB al caer con el colombiano Oscar Rivas por puntos el 22 de octubre último, viene del 19 de marzo despachar al mexicano Germán García por nocaut técnico en el segundo round. Quien resulte vencedor, dará un paso fundamental en su aspiración a una chance mundialista.

En la tarde del viernes, ambos superaron la ceremonia de pesaje llevada a cabo en el restobar Boston Pizza, dejando todo listo para su encuentro. El primero en subir a la balanza fue Peralta, quien registró 197.2 libras -89,448 kg.-. Segundos después, Rozicki marcó 197.8 lbs. -89,720 kg.-.

LAS SENSACIONES DE YAMIL PERALTA POST PESAJE

Luego del pesaje, Peralta, que arribó el martes a suelo canadiense en una delegación encabezada por su promotor y manager, Mario Margossian, junto a sus entrenadores Ezequiel Torglele y Juan Ignacio Martínez, y su preparador físico Leonardo Fantini, dejó sus sensaciones.

“Sabía que no íbamos a tener problemas con el peso. Bajé del avión prácticamente en peso, por el entrenamiento muy duro que hice. Quiero agradecer nuevamente a la promotora de la velada, a Mario Margossian por hacer esto posible. Estoy muy contento y con muchas ganas ya de estar sobre el ring. No veo la hora ya de pelear”, inició el doble olímpico.

“Sé que es un desafío muy complicado, contra un gran boxeador, pero confío plenamente en mis condiciones. Me preparé muy bien, y vengo teniendo mucha continuidad, lo que le agradezco a Mario, que es muy importante. Llego de la mejor manera posible. Me siento fuerte, rápido y mejor que nunca”, agregó.

“La pelea llega en el momento indicado de mi carrera. Sé perfectamente que enfrente tengo un gran rival, muy fuerte, y que su récord habla por sí solo. Pero también sé lo que tengo que hacer sobre el ring. Tengo que boxear como yo sé. Ya lo dije antes, y lo repito: Vine a ganar. Vine por ese cinturón. Voy por mis sueños y por lo máximo”, sentenció.

RYAN ROZICKI SINTÉTICO PERO FIRME EN SUS DICHOS

Tal como sucediera con la conferencia de prensa, el canadiense no anduvo con vueltas. “Como dije ayer, no soy de hablar mucho. Mis puños hablan por mí. Voy por el triunfo, como siempre hago”, remarcó.

“Peralta es un peleador de un altísimo nivel, con dos juegos olímpicos y por algo está invicto. Pero esta es mi casa, es mi momento. Me siento muy fuerte, y llego muy bien preparado. Tengo plena confianza en mí, y voy por ese cinturón”, culminó.

CÓMO LLEGAN PERALTA Y ROZICKI A LA PELEA

Peralta se encuentra en el mejor momento de su carrera. Luego de representar al país por todo el mundo en la selección argentina, y de dos juegos olímpicos, venció a cada rival en el campo rentado. Primero, destronó a Marcos Aumada del título latino CMB en fallo unánime el 11 de mayo de 2019. Después, lo defendió en la revancha con Aumada, y noqueó a Darío Balmaceda en nueve asaltos para arrebatarle la faja sudamericana. Tras defenderla sobre Darío Karalitzky y Gustavo Schmitt, volvió a desafiar a Balmaceda. El 12 de marzo de 2021 lo destruyó por nocaut en el sexto round para destronarlo del cinturón argentino. Tras dominar por segunda vez a Karalitzky, liquidar a Damián Muñoz y César Reynoso, llega de dominar a Gudiño. Ahora, va por más.

Enfrente estará Rozicki, tres años menor, que peleará en su ciudad. Sus 14 victorias han sido por nocaut, y 13 de ellas dentro de los primeros tres rounds -la restante en el sexto-. Es vencedor de su compatriota Abokan Bokpe, el estadounidense Shawn Miller, el checo Vladimir Reznicek, y tras resignar su invicto a manos de Rivas, viene de despachar a García en el segundo.

Así, todo está listo para la gran prueba en la carrera del argentino. Dos clasificados mundiales con estilos muy diferentes, frente a frente. Quien resulte vencedor, se acercará a la ansiada oportunidad mundialista.

LA PALABRA DE MARIO MARGOSSIAN

“Estamos muy felices por el desafío que tenemos enfrente. Yamil llega en gran forma. Es muy profesional y se entrenó como corresponde. Además, tuvo el tiempo necesario para hacerlo. Sabemos que es un combate muy difícil, pero confiamos íntegramente en sus condiciones”, señaló Mario Margossian.

“Se trata de un clásico duelo entre un noqueador temible como Rozicki, y un talentoso y veloz como Yamil. Además, somos conscientes de lo que significa combatir de visitante. Sin embargo, Yamil se siente cómodo así. Y sinceramente, no hubiéramos tomado el compromiso si no creyéramos que podía ganar”, añadió.

“Sabemos que no es sencillo. Pero esto es un deporte y llega el momento que hay que probarse, tomar desafíos. Con ello, crecen los riesgos pero también los beneficios. Y es el momento indicado. Yamil está maduro y en condiciones de afrontarlo. Y estamos acá para ganar”, finalizó.