Bastida pulverizó a Chaparro y se consagró en Mar del Plata

El ascendente marplatense Lucas “El Tornado” Bastida pulverizó al chaqueño Gonzalo “El Terrible” Chaparro, por nocaut técnico en el primer asalto, y así conquistó el título sudamericano mediano, que se encontraba vacante, en el combate estelar de la velada desarrollada en la noche del sábado en el Palacio de Los Deportes, en Mar del Plata, provincia de Buenos Aires, Argentina, en una nueva producción de Argentina Boxing Promotions, de Mario Margossian.

En un choque fugaz pero electrizante, Bastida, actual Nº 3 del ranking argentino superwelter, arrolló de entrada a Chaparro, sin darle siquiera oportunidad de reacción. Rápidamente, el marplatense fue a buscarlo y en el primer cruce impactó sus cross diestros y zurdos a la mandíbula del chaqueño que acusó marcado recibo. Tras ello, lanzó otra combinación de izquierda y derecha que lo dejó tambaleando, por lo que el árbitro Cesáreo Morales realizó la cuenta de pie. Sin tomarse un segundo, el marplatense de 22 años aceleró y lo llevó contra una esquina donde lo sometió con uppercuts y sobre todo izquierdas y derechas cruzadas al mentón, ocasionándole la segunda cuenta de pie. Con todo a su favor, “El Tornado” fue por la definición y castigó con toda clase de envíos cruzados y ascendentes a la zona alta de un chaqueño liquidado que tambaleaba y mientras caía contra las sogas, Morales se interpuso y decretó el fuera de combate, que desató el estruendoso festejo de todo el público que colmó el escenario.

De esta forma, Bastida, que pesó 70 kg., vencedor del bonaerense Nicolás Verón -dos veces-, el entrerriano Sergio Paysse y el pampeano Cristian Zárate, llegaba de dos presentaciones consecutivas triunfador en el primer episodio, primero sobre el dominicano Félix Vargas y finalizando el 25 de octubre al fulminar al bonaerense Ezequiel Romero en la ciudad de Buenos Aires, conquista su primer título. Así, aumenta su marca a 13 victorias (7 KOs) y 1 derrota. En tanto Chaparro, que registró 70,100 kg., que le quitara el invicto al santafesino José Castillo y el porteño Juan Leal, además de igualar con el misionero Alejandro Silva, cayera con el chaqueño Diego Ramírez y los bonaerenses Luis Verón y Alfredo Blanco, venía del 15 de noviembre último dominar al cordobés Sergio Carabajal en fallo unánime en Charata, desmejora a 9 triunfos (5 KOs), 5 reveses y 1 empate.

En un fugaz combate de semifondo, desarrollado en categoría ligero, el campeón latino ligero del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), el bonaerense Claudio “Chaíto” Daneff (60,950 kg. y 10-1-1, 7 KOs), fulminó al cordobés Leonardo “La Centella” Ortega (59,350 kg. y 4-6, 3 KOs), por nocaut técnico en el primer asalto.

Rápidamente, Daneff, actual Nº 4 del ranking argentino ligero, tomó la iniciativa y combinó con contundencia sus jabs diestros seguidos de profundos cross zurdos al rostro. Con Ortega retrocediendo, el nacido en Cañuelas hace 23 años aceleró y repitió sus cruzados de ambos puños, que resonaban en la humanidad de su sentido rival. Sin darle respiro, “Chaíto” fue por la definición y descargó sus izquierdas y derechas cruzadas a la mandíbula de un cordobés sin respuestas, que trastabillando de lado a lado se fue aparatosamente a la lona. Si bien trabajosamente se puso de pie, no estaba en condiciones por lo que su esquina arrojó la toalla obligando al árbitro Andrés Chaves a señalar el final.

En un intenso combate complementario, llevado a cabo en categoría ligero, el tucumano Braian “El Tucu” Sánchez (60,550 kg. y 5-4, 2 KOs) superó al bonaerense Jesús “Chechu” Daneff (60,750 kg. y 7-3-2, 3 KOs), por puntos, en fallo unánime, tras seis rounds. Las tarjetas de los jueces fueron: Mariano Páez 58½-56½, Juan Cruz Minjolou 59½-57½, y Guillermo Armani 59-57.

Finalmente, en división ligero, en duelo de bonaerenses, el marplatense Pedro Aguirre (59,900 kg. y 2-1) derrotó al ayacuchense Matías “El Pata” Fernández (58,650 kg. y 1-1), por puntos, en decisión unánime, tras cuatro capítulos, y luego de ocasionarle dos cuentas de pie en el segundo por parte del árbitro Andrés Chaves. Las tarjetas de los jueces fueron: Mariano Páez 40-34½, Juan Cruz Minjolou 40-34, y Guillermo Armani 40-36.